HAITI

Programa educativo para los niños Restavek

El proyecto tiene como objetivo mejorar las condiciones de vida de los niños «trabajadores domésticos» en la zona de Latiboliere, Haití, y reducir las condiciones de explotación, mediante el apoyo de la educación primaria y la promoción de los derechos de los niños.

En Haití, la pobreza crónica de la mayoría de la población tiene un fuerte impacto en la vulnerabilidad de los núcleos familiares y en el ya frágil sistema de protección social y protección de menores. Muy a menudo las madres quedan solas con sus hijos, ante la imposibilidad de satisfacer las necesidades básicas. Hay muchos niños abandonados y huérfanos que viven con sus familiares, ellos mismos con escasos recursos. Por esta razón, estos niños son enviados con familias relativamente acomodadas como trabajadores domésticos «Restavek» («reste avec» en criollo significa «quedarse con») a cambio de su hospitalidad y manutención. En casi todos los casos, los niños están obligados a realizar trabajos pesados durante muchas horas del día, tanto en la casa como en los campos y no van a la escuela. En este contexto, se registran también situaciones de abuso y violencia

Los Hermanos Maristas de Haití, que dirigen la escuela secundaria «Collège Alexandre Dumas» en la zona de Latiboliere, entraron en contacto con la situación de los niños Restavek y comenzaron a visitar sistemáticamente a las familias donde se encuentran estos niños para negociar que al menos puedan asistir a un curso en la escuela. A partir de aquí, los Hermanos han ideado un programa con las siguientes actividades:

  • Cursos de escuela primaria para ofrecerles preparación escolar básica (lectura, escritura y matemáticas sobre la base del plan de estudios de la escuela primaria establecido por el Estado) y permitir que los estudiantes puedan insertarse posteriormente en los cursos regulares de la escuela.
  • Actividades lúdicas, de animación y de expresión artística (teatro, pintura) con el fin de ayudar a los niños a expresarse y desarrollar su autoestima.
  • Ofrecimiento de una comida adicional que, además de ser un importante incentivo para la asistencia a la escuela, resulta esencial para evitar dificultades en el aprendizaje entre los niños causadas por la desnutrición y las malas condiciones de salud.
  • Atención médica.
  • Inscripción en el Registro local para aquellos niños que no tienen un certificado de nacimiento.
  • Visita y sensibilización de las familias de acogida y, si es posible, de las familias de origen de los niños, para reducir la situación de explotación y fomentar un sistema de protección dentro de la comunidad local cambiando la visión de la práctica tradicional de los «Restavek».

Gracias a este proyecto, con el apoyo de FMSI, cada año 100 niños y niñas han accedido a la educación escolar y han mejorado sus condiciones de vida.